Pasa y seguinos...para hacer facha no más
RSS

viernes, 26 de agosto de 2011

Todo lo que querías saber de una juguetería y nunca te animaste a preguntar.

El título suena demasiado prometedor para la nota que pienso escribir.

Finalmente, como todo final, he terminado mi temporada laboral del día del niño. La cual, según la cara de los encargados del local, ha sido poco beneficiosa.
Pero es que.......qué caro que sale un puto regalo!!!!!

Comprarte un juego de mesa, tipo TEG, te sale como 200 mangos, si no es más.
En fin, las jugueterías no guardan muchos secretos, lo cual hace esta nota mucho menos interesante. Puedo decir que cuando la gente desea probar los juguetes para ver si andan y esas cosas, suelen olvidarse:

- Las instrucciones- Que nadie lee, de paso.
- Los cartones y/o alambres que atan el juguete/muñeco a la caja- Yo pensaba armarme un muñeco tipo robot, tipo Star Wars, que nunca me iba a salir, con todas esas cosas.
- Las tapitas de la gilada donde van las pilas- Juro que yo había puesto en una bolsa, más de 10 tapitas de andá a saber qué juguetes.
- Tapitas y/o botones de los juguetes- Hay juguetes, en especial los que son para bebés, que son de arraste o dan vueltas por el piso al son de la música...muchos (por no decir la mayoría) tienen una tapita para poner sobre las ruedas y que la boludés se te quede quieta si ya te hinchó las pelotas que tu pibe ande con el bicho de luces y pilas por toda la puta casa.

Lo mejor de todo esto, es que la gran suma de todas estas cosas que la gente se olvida, es porque la vendedora que se lo prueba (al juguete, claro) se olvidó primero de eso.
Yo me he olvidado hasta de poner tornillitos de vuelta...pero, qué más da.

Ahora, si tuviera que hacer un regalo para un chico, de cualquier edad, podría ir a una juguetería y saber qué regalarle, y para qué sirve cada juguete...aunque los juguetes no sirvan para nada.
Nunca imaginé que a la enorme lista de cosas irrelevantes que sé, le iba a agregar conocer el funcionamiento, las edades permitidas, los colores y sonidos que hace cada juguete. Además de, cuántas pilas lleva. Sin contar con la rapidez que aprendí a destornillar para abrir la tapa para poner las pilas, o la rapidez con que puedo colocar 4 pilas AA ahora...
Quién diría no?

Como si todas estas facultades inútiles no fueran suficientes, más o menos como que le perdí un poquito el miedo a las alturas. Porque como había que reponer estanterías, tenía que subirme a una escalera de 2 metros. No hubiese sido propicio decir que tenía una imposibilidad para subir mi cuerpo a más de 50 centímetros del suelo...

Y como este trabajo ha sido generoso, también puedo sumar que aprendí una infinidad (bueno, esa es una exageración) de temas de mierda, gracias a la radio Disney y otras similares. A saber:

-Temas de Justin Bieber-
-Joe Jonas-
- Demmi Lovato-
- Katy Perry-
-Casi Angeles-
y otros tan poco merecedores de entrar en la categoría musical. Aclaro que de esta facultad última, no estoy orgullosa.

Algo que sí rescato, es que aprendí, al menos por un tiempito a tenerle más paciencia a los hijos de puta que piden pelotudeces, como:

- Una guitarra de madera, con cuerdas de verdad, tamaño niño de 2 años en una juguetería- Por supuesto que he recomendado ir a la calle Sarmiento para no entrar en discusiones torpes sobre la categoría "instrumentos musicales" en una juguetería.
-Un paragüas negro liso para una persona mayor- Ante el pedido de este anciano, he reiterado varias veces en la misma frase "esta es una juguetería".
-Un osito que aparece en la tele que hace un montón de cosas, que también es un osito justiciero- Antes de poner en duda los supuestos valores "justicieros" de dicho osito, pusimos en duda la memoria de la señora que viene a la juguetería con la esperanza de que las vendedoras sepamos, por una orden del cielo, de qué carajos está hablando ella. Como si al ser vendedora de una juguetería tuviera también la obligación de mirar los comerciales de juguetes para pibes.
-Libros- Creo que no hace falta decir, que ayudamos a los innumerables clientes con una recomendación clara y concisa "Es mejor ir a una librería".
Y así con unas cuantas más que en este momento no recuerdo o no tengo ganas de recordar.
También, me ha sorprendido mi nivel de paciencia ante la explicación de la correcta distribución de los juguetes, ejemplo a continuación:

- Hola, quería ver los transformers que tienen-
- Hola qué tal, Buen día, sí los Transformers están en el subsuelo-
- Ah, abajo?-
-Si, abajo, a la izquierda del ascensor va a encontrar la escalera.
Pensamiento: "El subsuelo suele estar abajo señor/a".

-Hola, buen día, lo puedo ayudar en algo?-
-Si, quería ese juego de mesa que viene con pulguitas-
- (¿?) Los juegos de mesa están en el subsuelo-
- Ahh, me mataste-
-Abajo, en el piso de abajo señor, puede ir por el ascensor o encontrar la escalera a la izquierda-

O todos esos conchudos a los que querías atender o saludar con el fin de informarles que arriba estaban las cosas de nena y abajo las de nene y juegos de mesa, pero te cortaban toda la bocha con un: Quiero mirar nada más.
Después se te acercaban para decirte que no encontraban los bebotes. Y si me hubiese dejado decirle mi puto speach tal vez, se hubiera enterado de que arriba están los putos bebotes. Le puedo asegurar señor imaginario, que yo tengo tan pocas ganas de atenderlo y decir esa puta frase "sabía que arriba está lo de nena y abajo lo de nene, este es el piso de bebés?", como usted de escucharme...

La verdad, hay veces que me sorprendo de mí misma.


4 comentarios:

Hugo dijo...

Yo ya aprendí: Siempre mando a Hermana a que compre los regalos para Sobrino o Hijos de amigos.

Y se ponen contentos lo mismo.

El Mostro dijo...

Fascinante e instructivo, gracias.

radio Disney y otras similares ¡APESTAN!

Moncha J Smith dijo...

Hugo: Sí recibí muchas hermanas que tenías que comprar regalos por toda la familia, como también recibí hermanos que justo ese año tenían que comprar ellos y no tenían ni puta idea, andate preparando por si las moscas.

Mostro: Realmente, el país de nunca jamás es una boludés al lado de las jugueterías.
Sí, la radio Disney y sus hermanas podrían arder en el infierno.

Elisa007_ Estrellandose contra el mundo que la rodea dijo...

hola querida florchis!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
me alegra saber q ahora sos una persona que trabaja... digamos q del rubro "comercio" te toco la peor parte q es estar detras d un mostrador (o similiar) donde no solo tenes gente re conchuda q viene a preguntar forradas si no tambien tenes los pendejitos del demonio caprichosos insufrible y rompebolas.. que vienen con sus caprichos del orto!!! yo e estoy a punto de ser madre a tiempo completo la hago re facil... res regalo plata a los pibes y q se compren lo que quiera o q la guarden para cuando tengan edat y se les ocurra comprarse una caja de forros.. que se yo.... para mi nada como regalarles plata y que se la rebusquen con el ojete!!!
en fin..... un gusto pasar por aca.. en cuanto entre de licencia por enfermedad (ehh digo maternidad) estare actualizando mi blog y prometo pasar mas saguido a saludarla srita!!!