Pasa y seguinos...para hacer facha no más
RSS

domingo, 11 de marzo de 2012

La pregunta de mierda

Creo que todos hemos sufrido en algún momento la conversación de la profesión, siempre nos cruzamos con alguien o conocemos a alguien que te saca ese tema nefasto.

En un momento de mi vida estudié letras, estudié un poco, casi nada bah. Pero iba a la facultad y todas esas cosas que hacen los demás. Ya, el tema es cuando de repente se me ocurría conocer a alguien, porque a mí me agarran esos episodios en que me doy cuenta que soy una antisocial de mierda y que tengo que conocer gente, entonces salgo y me hago la simpática y hasta intento sonreír…

Ahí, a penas la conversación empieza, nace del fondo de las cuevas del infierno la pregunta:

- Y -¿A qué te dedicás?- Sucede que yo aún tengo cara de “estar en edad de estudiar”, entonces preguntan directamente:

- Y- ¿Qué estudiás?- Cuando lo hacía respondía

- L -Letras- Y les puedo asegurar, casi jurar que el 90% de las personas idiotas que me rodeaban decían:

- A -ahh y qué estudiás tipo, a, b, c, d- y se reían. Pero si serás un pedazo de pelotudo ¿De qué carajo te reís? Esa gente se merece ser golpeada hasta la muerte, porque convengamos que no hace falta quedar como un idiota olímpico, si no sabés de qué carajos trata la carrera podés optar por quedarte en silencio, asentir y decir que es sumamente interesante o preguntar, pero decir semejante barrabasada…me hace arrepentirme inmediatamente de no haberme quedado en la cama viendo 30 rock, con un vaso de agua, ahogándome por el humo de mi propio cigarrillo.

Lo peor del comentario es que yo no soy (y creo que esto se sabe ya) para nada (y como será que no lo soy, porque ni siquiera me sale la palabra) amable… Entonces todo mi yo se pelea por no decir algo sumamente hiriente y a la vez por no poner caras, porque yo puedo quedarme callada pero mi cara…mi cara dice tanto.

El problema es que si sonrío ante semejante cosa, estoy dejando que este engendro del demonio se piense que lo que acaba de decir es socialmente aceptable y dejame decirte algo, desconocido sin dos dedos de frente…NO LO ES!

Si yo me río, le dejo esta piedra en el camino a alguna muchacha, pobre muchacha que ha salido tal vez con las mismas intenciones que yo y que estudia lo mismo, por lo que tendrá que aguantar el chiste y encontrarse en la situación de no saber qué decir.

Y si hay algo que me define es hacer el bien…vamos que sí.

Entonces contesto algo como:

- Jj- jaja, sí…vos formas parte de los innumerables idiotas que dicen lo mismo- y ya perdimos todo interés. Él se ha dado cuenta que yo soy una “mala onda” “idiota” y en el fondo, seguro “mal cogida” porque empiezan a pensar eso…como si ser “mal cogida” después de todo, fuera mi culpa. Y yo ya me arrepiento nuevamente de querer no ser tan antisocial y dejo nuevamente de salir y cuando me proponen ir a algún lugar, vuelvo a sacar este comentario a colación, como mi mejor escudo de la estupidez humana. Porque yo sé que soy estúpida, pero no ando por ahí gritándolo…para eso tengo mi blog.


AS ASÍ YO NO EL BLOG...PUNTO. EL BLOG

4 comentarios:

Xoi dijo...

Yo digo que estudio para ser contadora y me preguntan que cuento.

Moncha J Smith dijo...

Ves? por personas como vos, yo me transformo en lo que soy...si yo no le respondo para el culo a ese muchacho, van a seguir haciendo estas preguntas del ojete!!!
MANIFESTACIÓN SEÑORES!

Elisa007_ Estrellandose contra el mundo que la rodea dijo...

definitivamente tener un blog es la mejor manera d hacer terapia! Es ideal para sacarle el cuero a la gente sin sentirse culpable

Moncha J Smith dijo...

Ah si y es genial para criticar a personas que conocés sin que sepan quién sos, altamente recomendado